AM 750 Una señal

"No quería que mi hijo me escuche tartamudear": el emotivo relato de Wado de Pedro y el consejo de Kirchner

"Nuestra sociedad creció mucho en aceptar las diferencias", dijo el ministro del Interior.


Tras participar a través de videoconferencia del un Congreso de Tartamudez en Salta, donde se lo vio visiblemente emocionado, el ministro del Interior Eduardo "Wado" de Pedro, contó que el encuentro le "movió muchos recuerdos y frustraciones" de la infancia y destacó que "la sociedad creció mucho en aceptar las diferencias".

"Ayer me di cuenta que no tenía resueltas muchas cosas que tienen que ver con mi infancia. Fue un encuentro que movió muchos recuerdos, de pequeñas frustraciones que uno borra para seguir viviendo. En los 80 no existía la atención que hay hoy a las diferencias. Nuestra sociedad creció mucho en aceptar al otro", apuntó De Pedro esta mañana en diálogo con Radio con Vos.

El titular de la cartera de Interior participó ayer de manera virtual de un encuentro que tuvo por objetivo "concientizar y sensibilizar a la sociedad sobre ese problema en el habla", una condición que posee el 1 por ciento de la población mundial, según indicaron los organizadores de la actividad. Allí, el funcionario compartió ante los niños su historia personal y la su desarrollo profesional, marcado por el esfuerzo para superarse.

El ministro explicó que la tartamudez "es un problema de salud que genera muchos pensamientos negativos en una sociedad que valora la rapidez, la uniformidad, la perfección", y señaló que, en "estas épocas de redes sociales, sobre todo para los más chicos, debe ser muy complejo" padecer problemas en el habla.

A su vez, De Pedro consideró que "hacer bullying no contribuye y discriminar por sentirse mejor tampoco", y calificó como "importante para las madres y los padres atender el problema desde que son muy chiquitos" y "que se hable". "Lo que más incomoda es la visión del otro y el apuro del otro. Esa mirada del otro genera presión y hay momentos en los que te trabás y no te sale", afirmó.

La conversación con su hijo  

De Pedro contó la charla que tuvo con su hijo de 5 años tras el encuentro con padres y madres de niños con disfluencia. "Ayer le conté que había gente que le hacía bullying y discriminaba a los que hablaban distinto. Él me dijo que yo tenía que llamar al gobernador para que el gobernador llame a la policía y los rete. Ahí tuvimos una charla muy linda sobre los valores de la tolerancia", contó el ministro.

"Mi hijo es otro de los factores que me llevó a esforzarme más. Yo no quería que él me escuchara tartamudear para que no me copie. Así que en los últimos 5 años hice un esfuerzo extra que vinieron muy bien", narró el ministro.

La infancia de Wado y los gustos de helado

En un fragmento de la entrevista, el funcionario contó que de chico, cuando iba a una heladería, solo pedía los dos únicos gustos que sabía pronunciar: banana y chocolate. "Hoy pido el gusto que tengo ganas. Por suerte ya eso lo supere. Ahora digo lo que tengo ganas decir. Charlo como me salga. Por suerte generé la confianza necesaria para poder hacerlo".

Luego, De Pedro dijo que el objetivo de su participación en el Congreso era ayudar a los padres y a los niños a que puedan trabajar y generar la confianza necesaria para superar las adversidades. "Para mi eso era lo más importante. Expresar que cada uno puede decir lo que quiere y puede charlar con sus compañeros y amigos así como son y de la forma que sean".

Cuando Néstor Kirchner que lo ayudó a superar sus miedos

En la conversación, el ministro recordó una anécdota con Néstor Kirchner, que lo “ayudó a tomar su tartamudez de una manera diferente”.

Néstor me convocó para una charla ante cinco mil personas, una semana antes de su muerte, y le transmití que yo no hablaba en público, porque era tartamudo. Me respondió que no pasaba nada, que hable como hablo, que lo importante era el contenido. Posteriormente me mandó otro mensaje que decía que el día que me deje de enojar, que baje la guardia, que no me sienta a la defensiva, se me iba a empezar a ir el miedo”, contó el funcionario.

"Desde ese momento empecé a hacer bromas sobre mi tartamudez en reuniones, o presentaciones, empecé a cambiar mi visión respecto de la tartamudez. Hoy puedo decir que romper con el silencio, con la soledad, aceptarse, que las familias lo hablen, es la mejor decisión que se puede tomar” agregó.

Compartir:

Te puede interesar






750 AM 750 AM
Grupo Octubre

Lo mejor de AM750 en tu mail

Suscribite para recibir novedades de la AM750.

AM750


Venezuela 370,
Ciudad de Buenos Aires
Tel: +54 11 5354-6651

Contacto Comercial
Tel.: (+54 9 11) 3891-3828
Venezuela 356, CP C1095AAH,
Ciudad de Buenos Aires

Mapa del sitio
Ir hacia arriba