AM 750 Una señal

Noticias más recientes

Del gol "perdido" al 6 a 0: seis curiosidades del superclásico Boca-River a lo largo de la historia

Este domingo se disputa el superclásico donde se disputan Boca-River por los cuartos de final de la copa Libertadores. Seis curiosidades de los equipos a lo largo de la historia.


Este domingo se disputa el superclásico donde se disputan Boca-River por los cuartos de final de la copa Libertadores. Por eso, en AM750 te presentamos cinco curiosidades históricas en enfrentamientos entre los dos equipos 

El gol "que no se vio" en 1976

El 22 de diciembre de 1976 Boca y River jugaron la primera final superclásica de la historia donde el Xeneize se impuso por 1-0.

El gol del Chapa Suñé desapareció y nunca pudo verse en televisión. Los únicos privilegiados en verlo fueron aquellos que estuvieron en la cancha.

Muchas fueron las hipótesis acerca de por qué nunca se había dado con el paradero de aquel tiro libre. Algunos dicen que esa parte de la cinta fue incendiada por miembros de la dictadura militar simpatizantes de River.

En 2019, luego de un trabajo de la Subcomisión de Historia del Departamento de Cultura del Boca, se llegó a conocer que una persona de Entre Ríos del país tenía en su poder aquel video que pudo verse después de 43 años.

El penal que le ataja Antonio Roma al brasilero Delem en 1962

El 9 de diciembre de 1962, el arquero Antonio Roma le atajó al delantero brasileño Delem, de River, un histórico penal en el estadio de La Bombonera que significó el tìtulo de campeón para Boca.

En aquel torneo de 1962, el Xeneize llevaba una sequía de 18 años sin conseguir títulos, mientras que el Millonario había conseguido su último campeonato en 1957.

El 6-0 en 1928

El 23 de diciembre de 1928 Boca le ganó a River como visitante por 6 a 0 con dobletes de Domingo Tarasconi, Roberto Cherro y Esteban Kuko.

El “Millonario” terminó el partido con tres hombres menos que debieron abandonar el campo de juego lesionados, en una época en la que todavía no existían los cambios.

Ese día, el árbitro decidió finalizar el encuentro cuando faltaban disputarse varios minutos.

"Si ellos ponen a Palermo, yo lo pongo a Enzo"

24 de mayo del 2000. Boca River y se enfrentaban por los cuartos de final de la Copa Libertadores y el Xeneize, dirigido por Carlos Bianchi, tenía una parada difícil: el conjunto Millonario se había quedado con la victoria por 2 a 1 de local en el Monumental.

Martín Palermo, histórico goleador de Boca, se había roto los ligamentos siete meses antes y tras una larga recuperación estaba listo para regresar, aunque todavía estaba en dudas como titular. Américo "Tolo" Gallego, DT de River, llegó a ironizar. "Si ellos ponen a Palermo en el banco, yo lo pongo a Enzo", en referencia a Francescoli, que llevaba tres años retirado.

Palermo no sólo jugó, sino que cuando el partido estaba cerrado en un 1 a 0 a favor de Boca con gol de penal de Riquelme, el Titán tomó la pelota en el centro del área y ante la atenta mirada de una desprevenida defensa de River, marcó el gol que coronó la victoria.

El episodio con el gas pimienta

El 14 de mayo de 2015 se debía jugar la revancha entre Boca-River de los octavos de final de la Copa en la Bombonera.

En ese partido, solo se pudieron jugar los primeros 45 minutos porque antes de iniciar el segundo tiempo, los jugadores del Millonario fueron atacados con gas pimienta cuando salían por la manga. 

Los afectados por el gas pimienta fueron Leo Ponzio, Funes Mori, Matías Kranevitter y Leonel Vangioni.

El partido no se reanudó y la Conmebol decidió expulsar a Boca y sancionar al club con ocho partidos a puerta cerrada.

Días después del incidente, se descubrió el nombre del agresor –conocido como “el panadero”- y tanto él como otras tres personas más fueron expulsadas como socios de Boca de por vida,  

La final en Madrid en 2018

Luego del 2-2 en La Bombonera, el sábado 24 de noviembre Boca y River tenían que disputar el partido de vuelta en El Monumental.

Cuando los Xeneises se dirigían a la cancha, el colectivo de Boca fue atacado con piedras y otros objetos.

La agresión de un grupo de aficionados de River provocó heridas en algunos futbolistas de Boca, por lo que el encuentro fue postergado al día siguiente.

Luego del ataque, Boca exigió que se sancione a River y se le de por ganada la Copa Libertadores pero finalmente esto no sucedió.

Luego de muchas especulaciones, la Conmebol determinó que la final se juegue en el estadio del Real Madrid y River Plate terminó levantando su cuarta Copa Libertadores tras vencer 3-1 a Boca Juniors. 

Compartir:

Ir hacia arriba