AM 750 Una señal

Noticias más recientes

Murió la actriz Libertad Leblanc, la Diosa Blanca que fue un emblema del cine argentino

Una de las películas más recordadas de Libertad Leblanc fue una de las primeras en su carrera, Acosada, de 1964.


Murió la actriz Libertad Leblanc, la Diosa Blanca que fue un emblema del cine argentino

Murió la reconocida actriz Libertad Leblanc. Tenía 83 años, fue un ícono del cine argentino en la década de 1970 y filmó más de 30 películas.

Según informó su amiga Adela Montes, Leblanc enfrentaba un cuadro de salud muy delicado que se había deteriorado en los últimos meses, con dificultades cardíacas y renales. Además, padecía Alzheimer.

En marzo, Libertad María de los Ángeles Vichich había sido internada de urgencia en el Hospital Rivadavia por una neumonía.

Recibió el alta, contó con el tratamiento que su única hija, la kinesióloga Leonor Barujel-Vichich, había montado en el departamento de la actriz en Palermo, con dos enfermeras que la asistían las 24 horas y el equipamiento clínico necesario.

LOS COMIENZOS DE LA ENFERMEDAD

Hace tres años, Libertad viajó a España para vender un departamento y sufrió una afección cardíaca.

Su amiga Adela, explicó: “Después de eso volvió a la Argentina y comenzó un tratamiento, pero ya nunca volvió a estar del todo bien. Se la veía muy decaída, pasaba mucho tiempo en la cama y comenzó con un principio de Alzheimer".

Allí, su hija fruto del matrimonio de Libertad con el empresario teatral Leonardo Barujel, preparó una internación domiciliaria para su madre

EL VELATORIO

Como Leonor vive en Suiza con su marido y sus hijos, y no consiguió pasaje para estar junto a su madre, como lo hizo el mes pasado para acompañarla durante la internación en el Hospital Rivadavia, organiza el velatorio a la distancia.

Se la consideró un símbolo sexual en las décadas de 1960 y 1970, por protagonizar varias escenas de desnudos y contenido sexual, a la vista de hoy, bastante naif. Por eso, muchos espectadores la señalaban como “la rival de Isabel Sarli”, figura con la que contrastaba su estética de femme fatal rubia.

Una de sus películas más recordadas fue una de las primeras en su carrera, Acosada, de 1964.

La llamaban La Diosa Blanca, ya que con sus curvas encendió las fantasías de generaciones de argentinos, pero también de venezolanos, colombianos y habitantes de Tanzania, Kenya y Uganda.

La mujer que tuvo tres amores pero admitió miles de pasiones fue pionera en vivir según sus reglas.

Compartir:

Te puede interesar






Ir hacia arriba