AM 750 Una señal

A un año de la muerte de Marcos Mundstock, cinco grandes obras para recordar su ingenio inagotable

Hace un año el humor se vestía de luto por la muerte de Marcos Mundstock. Por eso, hoy lo recordamos con cinco grandes intervenciones.


El 22 de abril de 2020 moría el exquisito humorista Marcos Mundstock, uno de los integrantes de Les Luthiers, que durante más de cuatro décadas cosechó una tonelada de risas gracias a su inagotable capacidad para hacer reír.

Mundstock, actor, locutor, escritor y humorista, murió el 22 de abril de 2020 a los 77 años tras combatir contra una enfermedad que lo había obligado a alejarse de los escenarios y las giras de Les Luthiers desde 2019. 

Cinco grandes obras de Marcos Mundstock

El monólogo para el Congreso Internacional de la Lengua Española

En 2019 Mundstock no pudo asistir a participar del Congreso Internacional de la Lengua Española que se desarrolló en la provincia de Córdoba, en Argentina. Sin embargo, envió una intervención grabada que desató una catarata de risas gracias a los ingeniosos juegos de palabras. 

El psicólogo, la pasión bucólica y el vals del geriátrico

Mundstock logró, junto al también fallecido integrante de Les Luthiers Daniel Rabinovich, construir una química incomparable arriba de los escenarios. Aquí, un fragmento de esa gran dupla en uno de los sketchs más divertidos, en el que Mundstock interpreta a un psicólogo y Rabinovich a su paciente.

Esther Píscore

Acaso uno de los momentos más brillantes de Les Luthiers, donde otra la dupla Mundstock-Rabinovich juega con la confusión de Terpsícore, la musa de la danza.

Encuentro en el restaurante

En encuentro con el restaurante, el fallecido Marcos Mundstock encarna a un enamorado que pretende llevar a cabo un monólogo sentimental para declarar su amor a una mujer, pero al final un músico que lo iba a ayudar se convierte en un verdadero estorbo. 

Mastropiero que nunca

“Johann Sebastian Mastropiero…” y una pausa. Un término verdaderamente inconfundible para los fans de Les Luthiers. En la voz de Mundstock se relataba la historia de un compositor musical ficticio, que a veces era denominado “Etcétera Mastropiero”, Johann Severo Mastropiano o El Zar. Aquí, Gloria por Mastropiero, del show Todo por que te rías.

Compartir:

Ir hacia arriba