Canción actual

Título

Artista

Dólar BNA: $77.50 / $83.50 Blue: $163.00 / $169.00
Tránsito
  |  

El humo de los incendios en el Delta llegó a Buenos Aires: “Es un desastre ecológico tremendo”

Escrito por el 5 agosto, 2020

Gabriel Fuks, Secretario de Articulación Federal de la Seguridad del Ministerio de Seguridad charló con Pablo Caruso sobre los incendios en el delta del Paraná que invade Rosario desde hace días.

Durante el día de hoy, apareció sobre la ciudad de Buenos Aires una densa nube de humo luego de que el viento norte arrastra el humo producido por los incendios en el delta del Paraná. 

“Si esto pasara en la Ciudad de Buenos Aires solo se hablaría de eso en la argentina”, sostuvo Fuks y explicó que existen alrededor de 1000 focos de incendios en las zonas que rodean al delta del Paraná. “El desastre ha llegado”, agregó. 

El funcionario explicó que la mayoría de los incendios tienen que ver con “el corrimiento de la frontera agropecuaria”.

“Donde antes pasaban las vacas ahora se siembra entonces para que el ganado tenga brotes mas tiernos se prende un fuego que hace que el nuevo brote sea tierno”, expresó. 

Además sostuvo que “se queman pastos de zonas que en algunos casos son terrenos fiscales, otros son arrendatarios” y alertó por la “gravedad” de las quemas: “este año ha sido tremendo”.

Fuks explicó que los incendios se combinan con la bajante que registró este año el Rio Paraná. “Es una secuencia de un desastre ecológico tremendo”, indicó.

“Hay un millón de personas en rosario en medio de la pandemia absorbiendo el humo”, alertó el funcionario.

La respuesta del ministerio de Seguridad

La Justicia investiga a productores agropecuarios de la zona, denunciados penalmente por quemar los pastizales para el desarrollo de la producción ganadera.

“Hacemos lo que podemos,  el problema es que esto no se mejora con la respuesta”, sostuvo Fuks y agregó: “la justicia la que tiene que actuar. Ha sido muy lenta y las penas son relativamente bajas”.

“Los que queman los campos seguro no son los grandes terratenientes sino arrendatarios pero el total del problema es complejo”, indicó y explicó que todavía no se aprobó la ley de humedales. “Hay que trabajar en normativas más fuertes”, consideró.